NUEVOS GRADOS EN EL DOJO ATIS TIRMA

El viernes pasado, un total de 35 judoka se examinaron para la obtención de sus nuevos grados.De esta forma ponen un broche de oro a una temporada llena de sacrificios y trabajo duro.

Este año pudimos observar como a los aspirantes se los comían los nervios, lo cual demuestra lo que les interesa el Judo. Después de dos horas examinando a los PreBenjamines, Benjamines y Alevines, donde los chicos desataron todas sus ganas y nervios,  tuvimos por la noche una hora más de exámenes con los Infantiles y Cadetes, donde pudimos observar un gran nivel, y donde encontramos gente al borde ya del cinturón negro.

Ahora solo nos quedan algunos por exáminar que por diferentes motivos no lo pudieron hacer el viernes y de esta manera acabamos con los exámenes para esta temporada.

Quiero agradecer la participación que los padres han tenido en este año de formación, tanto en lo deportivo como en la implantación de nuevos valores, ya que sin ellos no podríamos conseguir que estos pequeños judokas se transformen en grandes personas.

Enhorabuena a todos y a seguir entrenando.

CAMINATA POR LOS MONTES DE ANAGA

Este sábado, nuestro buen amigo Lolo, uno de los padres del Club, organizo para todos los componentes del Dojo un pateo por los montes de Anaga.

Todos quedaron a las 10.00 h. , respetando el horario del entrenamiento de katas, en la puerta del Dojo para partir hacia uno de los lugares más bellos de la isla de Tenerife, y pasar la mañana compartiendo un rato con la familia de Judo.

Estuvierón algo más de dos horas caminando por los diferentes senderos que Lolo conoce, disfrutando de un lugar magico de esta isla. Lastima que el grupo no fuera numeroso, ya que se lo pasarón genial y disfrutarón como enanos.

Esperemos que sigamos contando con nuestro organizador y que en otra ocasión se puedán apuntar un grupo más numeroso.

FILOSOFIA DEL JUDO

Este artículo, lo había leído hace tiempo del Blog de Judo del Dojo Kimura, y después de haberlo estado buscando lo he encontrado y lo he querido recueperar, esperando por supuesto no molestar a los titulares del Blog.

Me sorprendió ver plasmado en letras todos esos pensamientos y valores que se enseñaban antiguamente, y que yo tuve la suerte de mamar en mis propias carnes a través de mis maestros. Hoy en día estos valores se están perdiendo, llevándonos por la boragime de esta sociedad y por conductas inadecuadas que están siendo aceptadas por las nuevas generaciones.

Estoy convencido que ahora, que acaba de terminar toda la fase de competiciones, es un momento ideal para entrenar nuestra parte más personal, que pese a ser la más importante, dejamos muchas veces de prestarle atención, dandole más importancia a metas más mundanas.

Espero que este trabajo os atraiga como lo hizo conmigo, pero más espero que se arraigue en nosotros para seguir creciendo, ya no solo en el aspecto físico sino también en el intelectual.

JUDO: EL RESPETO (Para reflexionar)

Si tomamos cualquier diccionario de habla hispana se nos enseñará que la palabra respeto significa acatamiento, veneración, consideración, etc.- El respeto es un valor moral tan antiguo como la misma civilización y tan arraigado al ser que lo hace uno. Es tan importantísimo en el humano que uno de los principales valores que se enseñan a los descendientes es el “venerar”, el tener “consideración” el de “respetar” a los mayores de sus familias.
Pero, solo de respeto no se puede hablar aisladamente, fácilmente, sin que ello contenga otro valor o sentimiento tan humano como es: el amor hacia el prójimo.
El Judo, como tantos otros deportes, que nacen en un periodo de civilización no escapa a uno de los objetivos de ella que es el mejoramiento de la raza humana y el fortalecimiento de la convivencia social. La educación ha sido y es su canal, donde se afianzan los distintos valores sociales entre ellos el respeto, la libertad, etc…

EL RESPETO como valor moral en el Judo, no puede comprenderse individualmente sin tratar de entender el propósito que el Maestro Jigoro Kano tuvo para crear nuestro deporte.

El Maestro Jigoro Kano, un hombre con estudios universitarios, que llegó a ser Ministro de Educación, consideraba que la educación estaba basada en tres componentes: la educación del conocimiento, la educación de la moral, y la educación física. La educación del conocimiento comprende el mejoramiento del propio conocimiento, la educación de la moral comprende el fomento de la propia conciencia de la moral, y la educación física comprende el entrenamiento del propio cuerpo. Sus clases de Judo no solo eran prácticas de técnicas, sino que además, había conferencias donde se discutía sobre fisiología, psicología, filosofía moral.

Leí que el Judo y la educación eran pensamientos que siempre estaban en la mente del Profesor Kano, pues, ambos podían utilizarse para fomentar el desarrollo de las personas.

Originariamente, el Profesor Kano, consideró que los objetivos del Judo estaban sustentados en tres puntos: 1.- Capacitar al cuerpo (Educación Física); 2.- Aprender a vencer al oponente (Competencias) y 3.- Lograr una personalidad superior y comprometerse en conductas correctas (Capacitación Moral), es decir que a través de la práctica del Judo el hombre completaría su desarrollo del cuerpo y la mente y, así, se convertiría en una persona que aporta a la sociedad y al mundo (Jita Kyoei).

Sobre esos tres puntos ponía énfasis sobre el tercero, afirmando que uno siempre debe valorar los siguientes tipos de cualidades morales: Inteligencia -Personalidad Superior – Frugalidad -Justicia – Imparcialidad -Paciencia – Amabilidad – Modestia – Honestidad – Coraje y Benevolencia hacia los otros.

Hoy y como siempre, el Saludo (rei) es la expresión diaria, constante y que sintetiza el conjunto de los valores del Judo. El Saludo es la expresión del RESPETO, la HUMILDAD, la GRATITUD, el APRECIO hacia el SEN – SEI (el que antes nació); simboliza el grado de RESPETO hacia el Uke, hacia el compañero, hacia el DOJO.- Al bajar la cabeza se ofrece hacia el otro ese conjunto de valores.

Por ello, el Judo comienza con un saludo y termina con un saludo, que debe ser el correcto, con la correcta dirección de la mirada, pues, representa ese espíritu de deportividad, honor, confianza.- No habrá perfección del judoka si, al margen de pulir sus técnicas, no encuentra el DO, el CAMINO para pulir su ESPIRITU, su CONDUCTA, si no intenta comprender los valores morales del Judo.
Entonces, EL RESPETO como valor moral individual se comprenderá analizando el conjunto de valores que nos enseña el Judo.

“Existen dos tipos de Judo, el pequeño Judo y el gran Judo”. “El pequeño toca la parte que corresponde a las técnicas y el desarrollo corporal y físico. El gran Judo tiene en mente el encontrar el propósito de la vida. El cuerpo y el alma usados de la mejor manera para obtener los mejores resultados como ser humano”. “Si la actividad física es usada para desarrollar el cuerpo, se le denomina educación física, pero si es usada para la vida, entonces se le debe llamar como un medio para elevar la vida en sí mismo” (Jigoro Kano)